El milagro del doble penalti en Butarque

El Málaga no había tenido dos penas máximas a favor en un mismo partido desde 2017

1
343
Álvaro Vadillo engañó a Dani Jiménez en el 0-1 | LaLiga

El factor Pablo Guede no solo está invicto en dos fechas, sino que trae consigo el lujo de meter tres goles en un partido… y el milagro del doble penalti 1.588 días después. El Málaga no había tenido dos penas máximas a favor en un mismo encuentro desde el 10 de diciembre de 2017, cuando la nave blanquiazul comenzó a vivir la realidad del descenso a Segunda. Fue en el mítico -y en reformas por aquel entonces- Anoeta contra la Real Sociedad, a la que se le ganó 0-2 con dianas de Borja Bastón y Chory Castro.

El actual ‘9’ del Oviedo provocó el primero de ellos ante un Gerónimo Rulli al que engañó en el 0-1, aunque no pudo hacer lo mismo en el segundo. No obstante, el zurdo charrúa consiguió cazar el rechace para sellar la que fue la tercera victoria de la temporada -y el quinto choque puntuando- en quince jornadas y con Míchel al frente. Ayer fueron Álvaro Vadillo y el cumpleañero Antoñín los encargados de romper dicha maldición en un resultado final que refuerza la llegada del argentino al banquillo.

Los once metros se están dando demasiado bien en La Rosaleda esta campaña. Han sido siete y todos con el mismo desenlace, al fondo de las mallas. Brandon Thomas es el que más con cuatro, David Lombán con el copero ante el Peña Sport y los dos de Butarque. Pablo Guede ha supuesto un estímulo nuevo en Martiricos y el Málaga celebró el milagro del doble penalti a favor 1.588 días después, algo que no había pasado desde la caída al pozo de plata.

1 Comentario

  1. Menos mal que nos pitaron 2 penaltis a favor porque de jugada no finalizamos ni una. El gol de Sekou lo mete los alevines. Pero todo vale. Ya queda menos para la salvación.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here