Sufrir y más sufrir (2-1)

La derrota mete más presión al Málaga en su pelea por la permanencia

0
194
Crónica Sporting-Málaga CF
Victoria local para hundir al Málaga / laliga.es

Una temporada tan convulsa no podía acabar de forma plácida para los malaguistas. Sufrir como estilo de vida. Okazaki, el susto con la alineación indebida en la primera jornada en Santander, el lío con Víctor Sánchez del Amo y la llegada del administrador judicial tras la ‘marcha’ de Al-Thani son muchos acontecimientos para reír y colear antes del final de liga.

Sin tiempo para entrar en el encuentro, el Málaga hizo la del Huesca’. En una tostada monumental de Diego González y Juankar en la marca, Unai Medina se coló entre ambos para, después de un pase maravilloso de Javi Fuego, fusilar por su propio palo a Munir. Golpe al corazón blanquiazul y fin a la racha sin encajar, que duró 479 minutos. Eso sí, quedaba un mundo para remontar y el equipo se puso manos a la obra.

Dos saques de esquina consecutivos y un timorato remate de cabeza de Sadiku activaron a los de Pellicer. Con profundidad en el carril diestro por parte de Cifu, el Málaga intentó causar peligro, aunque la sólida defensa del Sporting –segunda mejor del campeonato– no permitió ningún acercamiento claro. Pero cuando parecía que los boquerones se reponían, cuando se levantaban del primer croché, llegó el segundo y definitivo para noquear a los andaluces.

De nuevo en otro error defensivo donde Lombán rompió el fuera de juego y Juande se despistó de su marca, Álvaro Vázquez, que había perdonado minutos antes, cruzó el balón lejos del alcance de Munir. 2-0 y sentencia confirmada. Así se fue al descanso el Málaga.

No tardó ni un minuto Pellicer para probar con la heroica. Adrián y Tete Morente entraron por Juankar y Benkhemassa, ambos con notas suspensas. Estos cambios, después de cinco encuentros, modificaron la línea de cinco defensores a cuatro, con Diego y Cifu en los laterales. Cierto es que la imagen de los blanquiazules fue otra, más acorde a lo que venía mostrando el equipo, aunque no bastaba con ello para inquietar a Mariño, aburrido en su portería. Hasta el momento, con media hora para el final, solo recibió dos disparos blanditos.

Djukic, consciente de los problemas ofensivos de su rival, replegó en defensa a su equipo en un muro infranqueable. Y con ello se fueron agotando las oportunidades de soñar con puntuar. Parecía que si llegaba una diana esta vez sí que sería por parte del Málaga, pero ni por esas. En el 89’, Álvaro Vázquez se coló entre la defensa y volvió a definir de diez, pero en esta ocasión, y por suerte, fue invalidado por fuera de juego.

Un minuto más tarde, en un balón que merodeaba en el área, Keidi conectó con el esférico para marcar su primer gol de la temporada y reducir distancias, aunque no hubo tiempo para soñar en puntos. Maquilló el Málaga un partido que se le fue desde que saltó al Molinón. Con esta derrota, a los de Pellicer se le complica mucho la situación. Por su parte, el Sporting se engancha al tren y a la única posibilidad para entrar en playoff. Hasta el final habrá que sufrir…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here