«Del éxtasis de La Rosaleda a la debacle fuera de casa»

5
530
Merchán Radio Marca
AJ Merchán durante un programa de Radio Marca

Ridículo, vergüenza ajena, penoso, lamentable, incomprensible, no hay excusa, de equipo pequeño y lo que usted amable lector considere. Todos éstos adjetivos calificativos son sólo una muestra de mis sensaciones respecto al vergonzoso y esperpéntico encuentro que el Málaga CF jugó en El Plantío. Perdón, ¿he dicho jugó?.

En fútbol como en la vida, se puede perder o ganar, pero lo que resulta imperdonable es afrontar un encuentro con la falta de concentración, firmeza y predisposición que los blanquiazules mostraron frente al Burgos. No se puede jugar peor ni con más desidia.

En la ciudad del “Vaticano Catedralicio  Español”, el conjunto costasoleño protagonizó un ridículo de proporciones bíblicas. Ni una sola línea del equipo malaguista sobre el terreno de juego fue determinante y, lo que es peor, resultaron estériles frente al juego burgalés.

Este Málaga CF no tiene un líder de equipo y sin él, soñar con algo más que la permanencia es una quimera. A estas alturas de la temporada es evidente que José Alberto López es incapaz de trasladar a su vestuario lo que quiere de sus futbolistas lejos de Martiricos y da la impresión de que él mismo no sabe lo que quiere.

Demasiado conservador y muy miedoso en sus planteamientos fuera de casa e incapaz de leer o rectificar el rumbo del partido según se desarrolle es manifiesta. La afición malaguista lo adora por el ímpetu y arrojo con el que lleva en volandas a sus futbolistas en La Rosaleda y pide su cese ante su incapacidad manifiesta para hacer lo propio en los encuentros alejado de la capital costasoleña.

El “mister” asturiano muestra una incapacidad manifiesta e incomprensible en la dirección de los suyos en demasiados encuentros en lo que va de temporada.
La resultante como la prueba del algodón no engaña: líderes de Europa en La Rosaleda y colistas del mundo fuera de casa.

Y es una pena porque a poco que se fuese regular cuando se juega alejado de la capital de la Costa del Sol este equipo podría aspirar a cualquier cosa. Sin embargo en las actuales circunstancias cualquier fallo consecutivo en Martiricos puede condenar a los malaguistas a un sufrimiento absurdo e innecesario con un equipo con muchas más prestaciones de las que muestra.

En definitiva muy mal José Alberto López y vergonzoso el equipo ante un recién ascendido y otra jornada más al limbo,

¡Memoria, Compromiso y Fe!, sobre todo esto último.

5 Comentarios

  1. «La afición malaguista lo adora por el ímpetu » Antonio esto lo escribes de verdad? ó es de segunda? todos sabemos que con este entrenador bisoño no vamos a ningún lado, cuanto antes lo echen mejor para el Málaga

  2. Creo q desde el comienzo de la temporada se sabe q este entrenador es para la permanencia, hasta q no se resuelvan los temas judiciales de este club no es recomendable ascender porque lo difícil es poder mantenerte en el primer nivel y así no se puede.

  3. Seguro que si el Málaga hubiera ganado algunos partidos fuera y perdido otros en la Rosaleda pero teniendo al final los mismos puntos, nadie pediría el cese. Cuando nos conviene somos resultadistas y cuando no, pues no lo somos. Está claro que JAL no es el mejor entrenador de segunda, pero tampoco el peor, pero yo pregunto si el Málaga podía aspirar a algo mejor.

  4. Estoy de acuerdo con Marcos:si hubiese ganado un par de partidos fuera y perdido otros tantos dentro, nadie diría nada,estando a un punto del sexto.Yo soy el primero en reconocer que lo del sábado fue muy doloroso como malaguista pero en fin,ahí estamos todavía.A mi José Alberto no me parece ni tan malo ni tan bueno,del montón.Siempre Málaga!!!!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here