A la gran final con emoción (5-3)

1
110

El BeSoccer CD UMA Antequera se ha empeñado en no concluir la redacción de todo lo que está viviendo en una temporada histórica. A la Copa del Rey, título que se ofreció por primera vez a la afición que llenó las gradas del Pabellón Fernando Argüelles, se le une una emocionante clasificación a la final del play-off. El sueño del ascenso a Primera División, durante las próximas dos semanas, se mantiene con opciones de convertirse en realidad. Habrá que luchar todavía mucho viendo cómo el rival será un Atlético Benavente que también se ha ganado el derecho a soñar. Antes de vivir una última eliminatoria, hubo que solventar la primera frente a un combativo Family Cash Alzira. Nunca se dio por vencido. Cinco goles hicieron falta para terminar con su resistencia. El que certificó el triunfo y el pase llegó a escasos 21 segundos de la conclusión y tuvo la firma del máximo artillero, el ala-pívot murciano, Fernando Cobarro. Burrito, Miguel, David Velasco y Dani Ramos enviaron antes el balón al fondo de las mallas y levantaron a los aficionados de sus asientos. Al final se produjo una explosión de felicidad y emoción por haber cumplido con el deber de ganar el encuentro (5-3).

Alzira se presentó en la Ciudad de Los Dólmenes con la ventaja de la ida que le otorgó el marcador de 3-2. Pronto se dio cuenta que enfrente se iba a topar con un plantel verde lanzado hacia la victoria. Burrito salió a la pista con el traje de fino estilista dispuesto a elaborar la pieza más hermosa y, para ello, solo pidió un balón y espacio pegado a la línea de banda para encarar a su marcador. Lo dejó atrás con un gesto técnico conocido como ‘bicicleta’ y, con el espacio ya creado, superó a Porky con un zurdazo cruzado (1-0). El ala malagueño confirmó su enorme talento y dejó claro que no querían desproteger su fortín y, más aún, contando con el refuerzo del cariño y apoyo de los aficionados. El encargado de abrir el marcador pudo haber roto el duelo en los instantes iniciales. Únicamente le faltó suerte. Estrelló, hasta tres veces, el esférico en el palo de la portería.

El resultado era corto atendiendo a los méritos realizados por los locales y, en el minuto 9, se toparon con la diana que lo equilibró. Peiró cruzó con acierto su disparo tras aprovechar una dejada en cara desde la posición del pívot (1-1). Un golpe que se podía encajar por la calidad de un adversario aguerrido, sin embargo, la moral y confianza de los pupilos de José Antonio Borrego “Tete” no mermó. Conejo realizó buenas paradas y, en el último minuto antes del descanso, el técnico fue valiente colocando el ataque de cinco con portero-jugador y Miguel Conde introdujo la pelota por la escuadra de la meta defendida por Porky. Un derechazo fulminante para recuperar la ventaja (2-1). Una vez finalizado el primer tiempo se estaba cumpliendo el objetivo de ir ganando el envite. Todavía faltaba mucho por disputar y no defraudó en absoluto.

La afición fue un factor diferencial. Se hicieron notar con su grito de ánimo, sus cánticos de motivación y sus aplausos de emoción por lo que sus jugadores le estaban ofreciendo sobre el 40×20. Todos los que se colocaron la elástica verde cumplieron con el cometido que le marcó el cuerpo técnico y lo dieron todo. Uno en concreto, el encargado de lucir el dorsal 8, ofreció uno de sus trucos mágicos. No necesita una varita, le vale con un balón en los pies. David Velasco firmó el 3-1 en una acción brillante. Sentó en la cancha a Rubi con varios quiebros e inició su trayecto hacia la portería con los seguidores expectantes y asombrados. Con el proceso completado, únicamente debía finalizar y lo hizo con un zurdazo letal. Nada pudo hacer Nacho Serra que relevó bajo palos a Porky.

El testigo del gol se lo pasó Burrito a Miguel y David Velasco, en la segunda parte, se lo entregó a Dani Ramos. El ala ceutí se merecía disfrutar en la pista de un momento especial en recompensa a su amor por el fútbol sala y a su trabajo constante para estar disponible y ayudar a sus compañeros. Tuvo una lesión muscular en Benavente en la última jornada de Liga y disputó solo unos minutos en la semifinal de la Copa del Rey quedándose sin jugar en la final. Tampoco participó en la ida de la 1ª eliminatoria del play-off de ascenso y, en la vuelta, marcó el 4-1 lanzándose con convicción al segundo palo y empujó el esférico a la red. Tres goles de ventaja parecían suficientes, pero no lo fueron. Los de Braulio Correal emergieron en un disparo de Gon Castejón que rozó en Burrito y complicó la intervención de Conejo (4-2). El duelo avanzó y entró en la recta final.

Rafa Ara se convirtió, por segunda vez en este curso, en una pesadilla para la escuadra antequerana. En el Complejo Deportivo de la UMA estableció el empate a escasos segundos de la conclusión y, en el Argüelles, subió al luminoso el 4-3 con un minuto por jugar. Un resultado que enviaba la eliminatoria a la prórroga, aunque en fútbol sala todo es posible y así ocurrió. Tete solicitó tiempo muerto, reunió a sus guerreros y les animó a creer en el ataque de cinco con portero-jugador. En una posesión llena de paciencia, Miguel decidió disparar a 21 segundos y Cobarro desvío la pelota a la red (5-3). El gol supuso una explosión de felicidad tanto en la pista como en la grada. La clasificación a la final del play-off se confirmó y Alzira quedó eliminado. El BeSoccer CD UMA Antequera celebró en casa un nuevo éxito deportivo y, a partir de la próxima semana, se medirá al Atlético Benavente por una plaza en la máxima categoría.

BeSoccer CD UMA Antequera: Conejo(P), Alvarito, Óscar, Burrito y Cobarro. También jugaron: Alberto Morillo “Yiyo” (P), Miguel ©, David Velasco, Dani Ramos Pablo Ramírez, Jesús Sepúlveda y Javi Campano.

Family Cash Alzira FS: Alberto Porcar(P), Rubi, Gabri Gon Castejón y Rafa Ara. También jugaron: Nacho Serra (P), Maseres (P), Parreño, José Carlos ©, Peiró, Peloncha, Cristian, Pedro y Sena

Goles: 1-0 Burrito (1’), 1-1 Peiró (9’), 2-1 Miguel (20’), 3-1 David Velasco (29’), 4-1 Dani Ramos (31’), 4-2 Castejón (33’), 4-3 Rafa Ara (39’) y 5-3 Cobarro (40’).

Árbitros: David Fernández y Daniel Gómez. Amonestaron a Pablo por los locales y a Cristian por los visitantes.

Pabellón Fernando Argüelles.

1 Comentario

  1. Buenas, a ver si mañana dedicáis más tiempo a esta noticia que , con todos mis respetos , a cualquier otra relacionada con el Málaga, que cerró curso ayer con una intrascendente derrota.
    También dedicarle tiempo a las Panteras del Málaga Costa del Sol, que se han proclamado subcampeonas de la Primera División del balonmano femenino

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here