El Unicaja también sabe sufrir para ganar

El conjunto cajista obtiene el balance de tres victorias y cero derrotas en el Grupo K gracias a una clase magistral de Brizuela y Perry

0
489
Kendrick Perry intenta una bandeja Russell | BCL

Volvió la competición continental al Martín Carpena. Volvieron las victorias en el torneo europeo. Eso sí, con más sufrimiento de lo esperado. El plantel de Andreas Pistiolis ofreció una versión que no mostraba desde su enfrentamiento a finales de enero con el Limoges en esta misma competición. Darío Brizuela, inconmensurable, demostró por qué es uno de los líderes de este Unicaja; así como Perry tomó su relevo en sus momentos de descanso. En definitiva, un triunfo crucial para seguir invencibles en el Grupo K de esta BCL.

El encuentro comenzó con el dominio de los otomanos desde la larga distancia: dos triples nada más comenzar (Russell y Ristic) generaron el primer parcial. Pero poco a poco aparecieron dos de los líderes de este Unicaja. Kendrick Perry se encargó de conducir a los suyos, mientras David Kravish materializaba las ocasiones en pista delantera. Los cajistas se tomaron a pecho el primer parcial en contra y no dudaron en responder con la misma moneda. La dupla Carter-Kalinoski obligó a Andreas Pistiolis a parar el torrente anotador. La poca intensidad en defensa de los locales acercó en el luminoso a los turcos, que supieron aprovechar la energía en pista de Dylan Ennis (26-21).

Los segundos diez minutos tomaron la misma dinámica que el final de los primeros, e Ibon Navarro no permitió que esta situación siguiese por el mismo camino (28-28, a falta de 7:00 para el final de la primera parte). Asimismo, el plantel turco volvió a elevarse por encima y dominar la cita de la jornada tres durante una jugada. Poco le duró la alegría a los visitantes, ya que el Unicaja respondió de manera instantánea. El encuentro se convirtió en un correcalles que favoreció en todo momento al Galatasaray Nef, pues se marcharon a vestuarios solo dos puntos por debajo en el marcador.

La segunda parte no empezó como era de esperar. Un parcial liderado por Caloiaro devolvía la sonrisa al plantel de Pistiolis. Minutos de incertidumbre sobre el parqué del Martín Carpena que obligaron al entrenador vasco a meter a sus dos internacionales con España: Alberto Díaz y Darío Brizuela. La remontada podía ser efectiva si se hacía el trabajo bien en campo defensivo (48-55, a falta de 3:40 para concluir el tercer período). Precisamente, la ‘Mamba Vasca’ desató la locura en el santuario malagueño. Finalmente, 14 tantos consecutivos revirtieron la situación antes de entrar en el cuarto cuarto (62-61).

El espectáculo estaba servido. El Galatasaray Nef se mantenía con vida gracias a la línea del tiro libre: Caloiaro y McGee. Momento para sacar a escena la ‘Perrymania’. Dos acciones consecutivas del base de Montenegro (un 2+1 y un triple) daban un ligero respiro al Unicaja, que estaba sufriendo en exceso en su aro. El 4,60 fue tomando protagonismo cada vez más, pues parecía que el resultado se iba a definir desde el mismo. Un intercambio de canastas entre Russell y Carter mantenía la máxima igualdad a falta de poco más de treinta segundos; este último, precisamente, fue el nombre propio que dinamitó el partido. Un triple esquinado del de Mississippi, y una posterior antideportiva sobre Brizuela sentenciaron al conjunto otomano (81-76).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here