Siempre justos de gasolina

1
301
Foto: LFP

Empieza a ser costumbre en el equipo CF de José Alberto López. El Málaga CF se queda sin gasolina en los minutos finales del partido. Ocurrió en la jornada 1 contra el Mirandés, en pleno mes de agosto, y ocurrió el pasado sábado contra el Zaragoza. En un empate que frenó la racha de tres victorias consecutivas en La Rosaleda. A comienzos de curso, se achacaba a la falta de ritmo y a los tiempos lógicos de la pretemporada, ahora, son otras las explicaciones que se buscan para dar cuenta de los motivos por los que el Málaga CF siempre se queda falto de fuerzas en los minutos finales.

A veces puede ser el físico puramente dicho. Da la sensación de que el cuadro de Martiricos todavía no está en plena forma, algo que puede ser normal estando en el mes de octubre. Cada equipo alcanza su pico de forma en según qué momentos. Este Málaga es evidente que no lo tiene. Jugadores como Jozabed, Brandon, Escassi siempre llegan muy justos al final de los choques. Puede ser normal depende del derroche que hacen durante los 90 minutos. 

Otras veces esto se enfoca por la pizarra. Ante el Zaragoza, José Alberto agotó los cambios, pero no se libró de las dudas desde la grada. Las entradas de Antoñín o Jairo no convencieron al público que esta vez no valoró tan positivamente el empate. Partidos como el de Valladolid, en el que el Málaga acabó pidiendo la hora, no quitan la razón a los más exigentes. Hay que recordar que en otras victorias en casa como la de Alcorcón o Fuenla, el Málaga acabó rezando por no dejar volar tres puntos que estaban en el bote. 

Es una realidad clara que este Málaga CF siempre llega sin gasolina al tramo final de los partidos, un aspecto que se acentúa cuando los costasoleños tienen que jugar lejos de casa. Esta semana es una dura prueba con 3 partidos en 7 días, que pondrá el físico de los malacitanos a prueba

1 Comentario

  1. Para eso están los 5 cambios para refrescar al equipo y que no se note el cansancio físico. Pero si los que entran no cambian el partido para bien,otro debe ser el problema. Ahí es donde se nota la mano del entrenador. Que está pasando?.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here